NOTICIAS DE ESTANCOS

La donación de un estanco paso a paso

By | Noticias de estancos | No Comments

La donación de un estanco es una de las opciones más habituales cuando se trata de un negocio familiar que se quiere transmitir de padres a hijos. Con este tipo de operaciones se debe tener especial cuidado, sobre todo, con las obligaciones fiscales que puedan generar o con el estado de las cuentas del negocio que se va a donar.

Si estás valorando la posibilidad de realizar la donación de un estanco pero, aún no lo ves del todo claro, te vamos a exponer una serie de motivos por los que sería una de las mejores opciones, tanto para ti como para la persona beneficiaria.

¿Qué motivos te pueden llevar a realizar la donación de un estanco?

Por lo general, una persona que se plantea donar su estanco, suele ser alguien que ya ha llegado al final de su vida laboral y quiere que el negocio continúe en buenas manos. Asimismo, cabe destacar que esta intención de “dejar el negocio en buenas manos” siempre pasa por dejárselo a un familiar directo para que no se pierda la esencia.

Dicho esto, hay tres motivos principales por los que una persona puede decidir donar tu estanco:

  • Incapacidad
  • Nuevos proyectos
  • Jubilación

Cuando hablamos de incapacidad, nos referimos a una situación que va a impedir que se pueda gestionar el estanco como se venía haciendo habitualmente, por ejemplo: cuestiones de salud. También y, como hemos mencionado con anterioridad, quieras afrontar la jubilación asegurando el futuro de tu familia con la donación de un negocio estable y rentable.

Asimismo, es muy posible que te quieras embarcar en un nuevo proyecto y una de tus opciones sea  donar tu negocio, así como si vas a afrontar tu jubilación. Obviamente, el proceso de donación no te va a reportar un beneficio, pero es posible que te genere gastos u obligaciones fiscales que analizaremos más adelante.

¿Qué debes tener en cuenta?

Antes de comenzar cualquier trámite, es importante saber que el Comisionado para el Mercado de Tabacos no autorizará en principio la transmisión de la expendeduría si tiene conocimiento de deudas pendientes sujetas a embargos administrativos o/y judiciales. Más allá de eso, tanto es traspaso como la donación de una administración de loterías es libre y a la hora de hacerlo sólo le pedirán rellenar  una serie de documentos.

También debes tener en cuenta la antigüedad de la licencia. Si tu concesión administrativa es anterior al año 2005 no existe ningún impedimento, presentando la documentación adecuada puede hacerlo sin problemas. Si has adquirido tu concesión después año 2005 tendrás que consultar los años de vigencia que te quedan para poder realizar el nuevo traspaso.

Sabiendo esto, lo siguiente que se debe hacer es elegir el familiar al que se va a donar el negocio y presentar la documentación necesaria para realizar el cambio de titularidad. Asimismo, se recomienda hacerlo mediante escritura pública en lugar de documento privado. La principal razón es que si se hace a través de escritura pública el donante se puede aprovechar de las diferentes ventajas fiscales.

¿A quién se suele donar un estanco?

Este proceso se suele dar entre padres que donan el negocio a sus hijos o entre otros familiares. En cambio, cuando se cede/traspasa una Administración de Loterías, el cedente viene obligado a incluir en su declaración de la renta (IRPF) el incremento patrimonial producido, consistente este en restar del valor de venta el valor de compra,  al resultado se le aplica el tipo que rija para la base imponible del ahorro que es, de momento hasta el 2014, el 21% para los primeros 6.000 euros, el 25% para los siguientes 18.000 y el 27% para el resto de la ganancia patrimonial que supere los 24.000 euros. Esta es la regla general a fecha de hoy ante cesiones/transmisiones a terceros no familiares.

Cuidado: una donación puede generar incremento patrimonial

Sí ya que, al no haber venta, el valor de la transmisión que se utiliza para estimar el cálculo del incremento patrimonial es el que establece el impuesto de donaciones, menos los gastos asumidos por el donante de la administración. De este modo, el valor de adquisición se va a calcular de la misma manera que en el ejemplo indicado anteriormente. La diferencia que es la ganancia obtenida se somete a los tipos aplicables en la Tabla de la Base imponible del ahorro. En este caso se aplica un 19% para cantidades hasta 6.000 euros, el 21% para un tramo entre 6.000 y 50.000, y el 23% para aquellas ganancias que superen los 50.000 euros.

¿Me puedo acoger a beneficios fiscales en caso de donación?

Desde luego, siempre y cuando, el donante tenga 65 años o más o esté en situación de incapacidad en grado de absoluta o gran invalidez, deje de ejercer su labor y de obtener remuneraciones por la administración, que el año anterior al menos el 50% de sus ingresos en el IRPF provengan de la actividad. Por otro lado, es de obligado cumplimiento que el hijo, familiar, cónyuge, ascendentes o colaterales hasta tercer grado, ya sea por consanguinidad o afinidad, mantengan el negocio durante 10 años.

¿Qué debo hacer si quiero cambiar de lugar un estanco?

By | Asesoría legal para estancos | No Comments

El sector del estanco es uno de los que mayor regulación tienen en nuestro país, por no decir el más regulado. Es por este motivo que tanto los estanqueros más veteranos, como los que acaban de aterrizar, deben conocer toda la legislación que afecta al punto de venta. Esto se debe, básicamente, a que es un sector en constante regulación y sometido a nuevas normativas.

En este caso vamos a hablar de la normativa por la que se rige el cambio de emplazamiento de un estanco. Antes de comenzar, es muy importante tener en cuenta la antigüedad que se tiene como propietario de la licencia de estanco y, además, la distancia mínima entre estancos. Lo vemos a continuación.

Consideraciones previas antes de cambiar de lugar un estanco

Los titulares de una expendeduría podrán variar su emplazamiento respetando, en todo momento, las limitaciones previstas en el Real Decreto 1199/99, previa autorización del Comisionado. En los supuestos de cambio de emplazamiento el nuevo local en que se ubique la expendeduría habrá
de guardar las distancias señaladas en el artículo 35 del citado RD.

¿Cuál es la distancia mínima que debe haber entre dos expendedurías?

Pues como se cita en el artículo 35 del Real Decreto 1199/99, la distancia mínima es de 150 metros. Es fundamental tener esto en cuenta antes de cambiar de lugar un estanco.

Los supuestos de cambio de emplazamiento procederán, incluso en el caso de que su autorización supusiera el cambio de clasificación de la expendeduría.

¿Cómo se clasifican las expendedurías?

Pues básicamente se diferencia entre expendedurías generales, que son los establecimientos comerciales instalados en locales independientes, que tengan por objeto principal la venta al consumidor, a los precios de tarifa de los productos. Por otro lado, están las que se denominan expendedurías de carácter complementario a las que se autoricen en aquellas localidades o núcleos de población, en especial en zonas rurales, donde por su reducido número de habitantes, escasa rentabilidad prevista o cualquier otra causa, no resulte viable la instalación de una expendeduría general.

En el traslado de una expendeduría también se dan excepciones. Por ejemplo, podrán ser autorizados, previo informe del Comité Consultivo, aquellos cambios de ubicación que, aunque no cumplan los requisitos establecidos en el Real Decreto, mejoren sus instalaciones y aumenten distancias con respecto a la expendeduría más cercana.

¿Qué período mínimo debe transcurrir desde que se tiene la licencia hasta realizar el cambio de ubicación?

El cambio de emplazamiento no se podrá conceder hasta transcurridos tres años desde la toma de posesión de una nueva expendeduría adjudicada, salvo casos de fuerza mayor. Se entenderá incluida en el área de actuación de cualquier expendeduría aquella nueva localización que se encuentre, respecto de la originaria, a una distancia inferior a 1500 metros.

¿Cómo reconocer un buen estanco?

By | Noticias de estancos | No Comments

Para cualquier estanquero su negocio es el mejor, es obvio, es como si les preguntamos a unos padres qué opinión tienen sobre sus hijos. A pesar de la alta estima que tengamos al estanco, esto no va a ser, desgraciadamente, determinante a la hora de saber si se es propietario de un buen estanco. La clave está en la objetividad.

Este artículo está dirigido tanto a compradores como a vendedores puesto que, les va a ayudar a unos a identificar bien una oportunidad para invertir y, a otros, para evaluar de manera objetiva y hacer mejoras dentro de su propio negocio.

En primer lugar, para identificar un buen estanco vamos a centrarnos en el local. En concreto del tamaño y la ubicación, dos factores que van de la mano. Si por ejemplo, un estanco tiene un tamaño reducido, esto nos limita a la hora de incorporar nuevos servicios y productos aunque si, se encuentra en una zona de máxima afluencia, este factor será de mayor peso que el tamaño. De este modo, este estanco tendría un punto favorable.

Por otro lado, se pueden encontrar estancos de gran tamaño pero en zonas con poca afluencia. En este caso, se pueden ofrecer un mayor número de servicios y productos, pero hay que tener en cuenta el esfuerzo por captar y atraer a clientes tanto como si son o no son consumidores de productos del tabaco.

Resumen

Estanco de pequeño tamaño pero con afluencia alta se puede considerar como atractivo, al igual que un estanco de gran tamaño en una de poco tráfico, aunque hay que emplear un mayor esfuerzo.

¿Qué tipo instalaciones van a definir a un buen estanco?

En este aspecto podemos identificar un punto clave: la cava de cigarros. Si un estanco cuenta con una cava de puros, es sinónimo de que se trata de un establecimiento especializado y, por ende, que atrae a un público muy específico con un ticket medio, por lo general, más alto de lo habitual. Asimismo, hay que tener en cuenta que una cava de puros tiene un mantenimiento periódico que va a generar unos costes fijos, pero es muy rentable si se explota de manera adecuada.

Si el estanco dispone de un terminal mixto de loterías, también hay que considerarlo como un punto a su favor. Con ello se va a potenciar que otros clientes no fumadores pasen por el establecimiento con la posibilidad de realizar ventas cruzadas.

El escaparate es otro buen indicador. Si el local cuenta con un escaparate vamos a considerarlo como un buen estanco. La posibilidad de exhibir productos (que no sean tabaco), va a ofrecer al consumidor un buen gancho a la hora de entrar a realizar alguna compra de un accesorio, cachimbas, artículos para fumador, vapeadores, etc., o simplemente para proyectar una buena imagen de la expendeduría.

¿Los servicios adicionales también cuentan?

Desde luego. Si una expendeduría puede ofrecer servicios como recogida de paquetería, entradas, carga de abonos transporte o retirada de dinero en efectivo, podemos considerarlo con un buen estanco. Es importante saber que estos servicios adicionales, a pesar del reducido margen que ofrecen al estanquero, son un gancho ideal para atraer a otro público y que tengan el establecimiento en mente para cualquier tipo de compra.

Para concluir, también hay que tener en consideración otros factores como el volumen de facturación, beneficios, comisiones o si tienen su propio club de fumadores. A priori, estos son elementos que se van a evaluar en una segunda fase, pero para tener una visión rápida, podemos utilizar los ya citados para definir a un buen estanco.

Impuestos relacionados con el traspaso de un estanco

By | Vender estanco | No Comments

A la hora de vender o comprar un estanco, se debe tener en cuenta que la operación va a generar una serie de obligaciones fiscales con Hacienda. En este artículo vamos a identificarlas y a ayudarte a hacer un cálculo aproximado para que se tengan en cuenta antes de realizar la operación y prever el coste adicional.

Obligaciones fiscales para el comprador de un estanco

En primer lugar, vamos a hablar de las obligaciones fiscales que le puede generar al comprador de un estanco. Si estás interesado en hacerte con una licencia de estanco, tienes que tener en cuenta el IVA e ITP para afrontar el traspaso:

El primero de ellos se encuentra dentro de los denominados impuestos de tipo indirecto que van a surgir en una operación de traspaso de negocio. En el Artículo 7 de la Ley 37/1992, de 28 de diciembre se contempla que, si se traspasa parte o todo el negocio, siempre y cuando constituya en sí mismo una unidad económica autónoma capaz de desarrollar una actividad económica por sus propios medios, dicha operación no está sujeta a IVA. En cambio, sí está sujeta a IVA, si transmitimos el negocio por un lado y el fondo de comercio en otra operación (cartera de clientes).

Por otro lado, el comprador debe tener en cuenta el ITP (Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales Onerosas). En el caso de que el negocio que vayamos a comprar incluya un inmueble, deberemos pagar este impuesto, atendiendo a la normativa reguladora existente en cada comunidad autónoma.

Obligaciones fiscales para el vendedor de un estanco

Cuando el titular de una administración de lotería vende o dona su negocio, se considera que su patrimonio se ha visto modificado, por lo que se genera una ganancia patrimonial.

Esta situación es muy fácil de identificar: se trata de establecer la diferencia entre el valor de adquisición y el valor transmisión de la administración de lotería. Si en este caso, la resta tiene un resultado positivo habrá que tributar la venta a un tipo máximo del 23% (tipo que varía en función de las reformas fiscales de cada ejercicio).

La diferencia que es la ganancia obtenida se somete a los tipos aplicables en la Tabla de la Base imponible del ahorro. En este caso se aplica un 19% para cantidades hasta 6.000 euros, el 21% para un tramo entre 6.000 y 50.000, y el 23% para aquellas ganancias que superen los 50.000 euros.

INCREMENTO PATRIMONIAL

¿Me puedo acoger a beneficios fiscales en caso de donación?

Desde luego, siempre y cuando, el donante tenga 65 años o más o esté en situación de incapacidad en grado de absoluta o gran invalidez, deje de ejercer su labor y de obtener remuneraciones por la administración, que el año anterior al menos el 50% de sus ingresos en el IRPF provengan de la actividad. Por otro lado, es de obligado cumplimiento que el hijo, familiar, cónyuge, ascendentes o colaterales hasta tercer grado, ya sea por consanguinidad o afinidad, mantengan el negocio durante 10 años o 5 dependiendo de la Comunidad Autónoma.

La nueva normativa sobre trazabilidad que afecta al estanco

By | Noticias de estancos | No Comments

El Ministerio de Hacienda ha aprobado y, publicado en el BOE el 22 de diciembre, una orden que regula la trazabilidad del tabaco en nuestro país. En esencia, se trata de la trasposición de una Directiva de la Unión Europea, la famosa TPD, que establece la obligación de que cada cajetilla ha de ser rastreable e identificable desde su origen (fabricación), distribución y almacenaje. En este caso el ejecutivo español ha ido un paso más allá con una decisión que afectará al estanco.

A diferencia del resto de países de la Unión Europea, España ha considerado que tanto los estancos, como las tiendas libres de impuestos de los aeropuertos, deben hacer una labor de control cuando el tabaco se venda a través de máquinas expendedoras. Esta medida es más estricta que la aplicada, en general, en el resto de países europeos, donde se considera a la distribuidora como el último operador implicado en el proceso de trazabilidad de la cajetilla de tabaco.

¿Qué riesgo puede suponer la nueva normativa sobre trazabilidad?

En primer lugar, Hacienda ha considerado a los estancos que sumistran tabaco a las máquinas, como operadores económicos obligados a aplicar la trazabilidad. En cifras esto supone que España cuenta, solamente con los estancos, con 13.000 operados, tres veces más que los existentes en la UE, en torno a 4.000.

Asimismo, esta medida es sorprendente, ya que el tabaco que llega a la máquina expendedora proviene de un estanco identificado y acreditado. De este modo, sería duplicar una labor ya realizada anteriormente que, además, supondría a los estanqueros una serie de cargas administrativas y de gestión muy altas.

En concreto, estarían obligados a recabar y enviar información sobre las cajetillas a la base de datos que se creará para tal fin. Esto supondría que muchos estanqueros tendrían que invertir en nuevos equipos para realizar esta labor, con el consiguiente desembolso, y otros en cambio, podrían optar por dejar de vender a través del segundo canal, ya que el coste de estos equipos y el nivel de trabajo que exige, podría no serles rentable.

Por otro lado y ,obviando especulaciones, en España el 40% de las cajetillas de tabaco que se venden, procede de las máquinas expendedoras. Eso suma un total de 880 millones de paquetes, que en caso de que los estanqueros se nieguen o no puedan asumir la trazabilidad, supondría una pérdida estimativa de hasta 4.000 millones de euros.

La nueva normativa de trazabilidad también afectaría al resto de la industria

En caso de que las ventas de tabaco en el segundo canal sufrieran un descenso, esto tendría un impacto directo no solo en los estancos, sino también en las compañías fabricantes y distribuidoras. Este efecto dominó también llegaría a los pequeños agricultores y transformadores cuya actividad es una de las más significativas, económicamente hablando, en la región de Extremadura.

¿Podría generar un posible desabastecimiento?

Sí, es un escenario que también se puede dar. Hay que tener en cuenta que muchos estancos abastecen a localidades del entorno rural que no cuentan con una expendeduría y cuyos habitantes tienen que comprar tabaco en máquinas expendedoras ubicadas en bares y gasolineras.

En caso de no poder asumir la gestión de la trazabilidad, no contarían con un punto de venta y ello les podría forzar a recurrir a otros canales como pudiera ser el contrabando. Una situación paradójica puesto que, el principal objetivo de esta directiva es la lucha contra el tabaco ilícito.

 

Consejos para cambiar el escaparate de tu estanco

By | Asesoría legal para estancos | No Comments

Pasó Navidad, la época de mayor venta de artículos de fumador y relacionados en el estanco, y se enero se afronta como un mes valle en el que la venta de cajetillas y productos del tabaco puede ser el salvavidas. Pero, ¿y si apostamos por un cambiar el escaparate de tu estanco para captar la atención de tus clientes? Esto, sumado a una campaña de descuentos en productos que te lo permitan, pueden convertir la cuesta de enero en tu rampa de despegue. ¡Comencemos!

Estas recomendaciones están pensadas para estancos con escaparate y con un tamaño que permita una cierta separación entre lo que es la zona de productos del tabaco, artículos de fumador y otros, en los que tendríamos destilados y relacionados. En caso de no contar con un estanco de gran tamaño, nuestro radio de acción se limita a la colocación de los estantes y a nuestra habilidad de venta.

El escaparate de tu estanco es una pieza clave para captar clientes

Al igual que el resto del establecimiento, es un elemento fundamental para captar clientes de paso, tanto fumadores como no fumadores. ¿Esto cómo se consigue? Es muy fácil. Primero, dentro de tu estrategia de negocio, debes abrir tu cartera de productos y servicios al público no consumidor. En este artículo te indicamos los nuevos servicios y productos que debes conocer para estar al día dentro de tu estanco. El siguiente paso es relacionar estos productos con tu tipología de cliente, para ello vamos a establecer varias categorías generales de intereses por persona:

  • Público adulto: Cigarros, artículos de fumador, destilados picadura para pipa, pipas, etc.
  • Público joven: Cachimbas, vapeadores, accesorios para cachimbas y vapers.
  • Público no fumador: Servicios de interés en el estanco como recogida de paquetería, abonos de transporte, retirada y envío de dinero, recogida de entradas, etc.

Identificado el perfil, ahora vamos a definir el diseño del escaparate de tu estanco para que marques la diferencia. Asimismo, si eres un estanquero especializado en un segmento determinado, como por ejemplo, vapeadores, cachimbas o cigarros, lo recomendable es que tu estrategia se centre en mostrar tu especialización a través del escaparate de tu estanco.

De este modo una posible configuración de tu escaparate podría ser:

  • En caso de ser un estanco especializado en puros, apuesta por mostrar tus artículos de fumador. Muéstralos de forma elegante y apuesta por una decoración muy orgánica, con hojas por el suelo y colores terrosos relacionados con los cigarros.
  • En caso de tener un estanco especializado en vapeadores, marca la diferencia mostrando toda tu oferta en dispositivos. Aquí juega con los nuevos productos que hayan salido al mercado puesto que, el público al que te diriges está muy informado sobre novedades. Contar con lo último en vapeadores te va a posicionar como especialista.
  • En caso de tener un estanco especializado en cachimbas, tu mayor baza es mostrar las cachimbas y los accesorios como carbones, pinzas platos, etc. Es un producto que de por sí es muy decorativo, por lo que no vas a tener dolores de cabeza para su disposición. Si te has especializado en la venta de cachimbas tradicionales, una buena opción sería darle un toque árabe a tu escaparate
  • ¿Y si mi estanco no está especializado en ningún segmento? En este caso debes ofrecer una pizca de tus productos estrella, bien separados los unos de los otros y procurando que el escaparate de tu estanco no parezca un bazar.

Condición general para todos los escaparates

Incluye en el cristal del escaparate de tu estanco, en la puerta o en alguna zona visible desde el exterior, los servicios y productos que puedes ofrecer para el público no fumador. Por ejemplo, pegatinas o cartelería que indique, en concreto, que tu estanco es un punto de recogida de entradas y paquetería o envío de dinero, para que puedas captar al público no fumador que necesite realizar esas gestiones.

¿Muestro precios en el escaparate del estanco?

Sí, siempre y cuando no sean productos del tabaco o aquellos sujetos a una regulación específica. Por ejemplo, puedes mostrar el precio de tus artículos como cachimbas, carbón, accesorios, pureras, pipas, etc.

Asimismo, el escaparate de tu estanco debe revisarse con frecuencia debido a la estacionalidad de cada producto. Por ejemplo, para primavera-verano, es muy recomendable apostar por los productos vinculados con el segmento de cachimba, puesto que es la época con mayor venta de estos productos. Cuida la imagen de tu estanco, es tu mejor carta de presentación y la mejor manera de captar nuevos clientes.

Propósitos de año nuevo para estanqueros

By | Noticias de estancos | No Comments

Acaba 2018, un año cargado de novedades y de cambios para el estanquero, donde los productos de nuevo desarrollo han tenido una especial relevancia, así como otros servicios que puede ofrecer el estanco. Ante tanta novedad, es vital concienciarse de que uno de los principales propósitos de año nuevo para 2019 va a ser la adaptación al nuevo entorno. Casi como todos los años.

La propia idiosincrasia del estanco lo ha convertido durante prácticamente sus inicios, en un modelo de negocio que ha de adaptarse al cambio. Sí, el cambio es el motor del estanco. Por poner un ejemplo, cuando comenzaron a aparecer otros productos del tabaco más tradicionales, como los cigarritos o el auge de la picadura para liar, el propio estanquero tuvo que adaptarse. Y no solo él, sino los propios consumidores y el mercado.

Propósitos de año nuevo para estanqueros

Partiendo de la base de que es un sector en constante cambio y evolución, vamos a daros nuestros consejos para que afrontéis un nuevo año lleno de éxitos con vuestros estancos:

  • Mantenerse informado. Ese es uno de los propósitos de año nuevo para estanqueros más importante. Lo venimos diciendo desde el inicio de este artículo: se trata de uno de los sectores más sometidos a cambios. Por un lado, necesitas estar informado sobre la actualidad legal. Sin ir más lejos, durante este 2018, se ha aprobado una nueva directiva de productos del tabaco en la que prácticamente se equiparaba el cigarrillo electrónico al tradicional. Conocer estos cambios va a ser la clave, así como las variaciones de precios, las prohibiciones de consumo en determinados espacios y las propias novedades de producto.
  • Abrir la mente. En un sector tan cambiante lo fundamental es abrir la mente y aprovechar las nuevas oportunidades. Es decir, debes estar preparado e ilusionado para absorber todos esos nuevos productos que llegan a tu negocio, y no solo eso, sino también conocerlos a fondo para que la experiencia con el cliente sea inmejorable. El principal arma de los estanqueros está en el trato directo con el consumidor.
  • Profesionalización. Si eres estanquero, eres mucho más que un vendedor. Eres empresario. De este modo debes enfocar tu negocio como una empresa en expansión, traza tus estrategias, especialízate en productos determinados, ofrece a tus clientes un gran abanico de productos y servicios con los que seas capaz de atraer hasta al público no fumador y, sobre todo, fórmate para mejorar tus técnicas de asesoramiento y venta, así como de la imagen de tu escaparate.
  • Visitar ferias del sector. Además de conocer el mercado doméstico, es necesario ir a ferias internacionales tabaqueras para poder ver las tendencias que van a llegar a España y estar prevenido. Ir un paso por delante en este tipo de situaciones, te va a ahorrar muchos quebraderos de cabeza. Ferias sectoriales como Intertabac en Dortmund o ShishaMesse en Frankfurt, son de obligada visita para, no solo conocer el devenir del mercado, sino para poder mejorar la estrategia de especialización de tu estanco. Asimismo, es una pequeña inversión que te va a ofrecer un aprendizaje clave para mejorar los datos de tu negocio.

Estos son los principales propósitos de año nuevo que debes tener en cuenta para llegar a 2019 con energías renovadas y con nuevos objetivos. El estanco sigue siendo un negocio muy rentable, y si te especializas en un segmento de productos tu éxito puede ser rotundo. Tampoco olvides trabajar muy bien las relaciones con tus clientes habituales, así como con los que llegar por primera vez, una experiencia muy buena puede forjar un gran vínculo y convertir a un cliente ocasional en un habitual de tu estanco. Afronta el año con estos propósitos para marcar nuevos objetivos más interesantes el próximo año.

 

 

Obligaciones fiscales que genera el traspaso de un estanco

By | Vender estanco | No Comments

A la hora de afrontar una operación de este tipo, ya sea tanto una compra como una venta, es necesario tener en cuenta las obligaciones fiscales que genera el traspaso de un estanco. Asimismo, es muy importante conocer las obligaciones fiscales, porque en el caso de los vendedores puede generar un incremento patrimonial, y en el de los compradores, costes adicionales que van a requerir de una previsión para no tener sustos durante el traspaso.

¿Qué requisitos necesita cumplir el comprador de un estanco?

Antes de comenzar, es necesario identificar los requisitos con los que debe cumplir el comprador de una licencia de estanco. El Comisionado va a exigir al comprador, una declaración que demuestre estar al corriente en las obligaciones tributarias y de la Seguridad Social, así como un certificado de penales, empadronamiento, etc. Es imprescindible también, contar con un local local, ya sea propio o con un contrato de alquiler de al menos cinco años.

También hay que considerar que la licencia se concede para 25 años y genera un impuesto fijo que se debe abonar al Comisionado para el Mercado de Tabacos. Este se aplica en función de la población donde esté ubicada la expendeduría y de sus ingresos brutos:

– Un pago de 240,20€ para más de 100.000 habitantes y capitales de provincia

– Un pago de 180,30€, entre 10.000 y 100.000 habitantes.

– Un pago de 120,20€ para poblaciones de hasta 10.000 habitantes.

Obligaciones fiscales para el comprador de un estanco

La persona interesada en comprar un estanco deberá tener en consideración dos impuestos: IVA e ITP. El primero de ellos se encuentra dentro de los denominados impuestos de tipo indirecto que van a surgir en una operación de traspaso de negocio. De especial interés es consultar el Artículo 7 de la Ley 37/1992, de 28 de diciembre, del Impuesto sobre el Valor Añadido, donde se indican los casos de las operaciones no sujetas al impuesta.

En dicho artículo se contempla que, si se traspasa parte o todo el negocio, siempre y cuando constituya en sí mismo una unidad económica autónoma capaz de desarrollar una actividad económica por sus propios medios, dicha operación no está sujeta a IVA. En cambio, sí está sujeta a IVA, si transmitimos el negocio por un lado y el fondo de comercio en otra operación (bienes, maquinaria, etc.) Asimismo, si se transfieren vehículos dentro de esta operación no global, quedarán gravados por el ITP.

Por otro lado, el comprador debe tener en cuenta el ITP (Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales Onerosas). En el caso de que el negocio que vayamos a comprar incluya un inmueble, deberemos pagar este impuesto, atendiendo a la normativa reguladora existente en cada comunidad autónoma.

Obligaciones fiscales para el vendedor de un estanco

Cuando el titular de un estanco vende o dona su negocio, se considera que su patrimonio se ha visto modificado, por lo que se genera una ganancia patrimonial. Esta situación es muy fácil de identificar: se trata de establecer la diferencia entre el valor de adquisición y el valor transmisión del estanco. Si en este caso, la resta tiene un resultado positivo habrá que tributar la venta a un tipo máximo del 23% (tipo que varía en función de las reformas fiscales de cada ejercicio).

Hay que tener en cuenta que tanto al valor de origen como el del traspaso, hay que descontarle los gastos derivados de la adquisición y transmisión, así como las amortizaciones fiscales aplicadas al valor de compra. También se incluyen las modificaciones o inversiones realizadas en el estanco, ya que estas incrementan el valor de la adquisición y, por otro lado, reducen el resultado de la ganancia patrimonial.

Ejemplo práctico:Calcula el valor contable o de adquisición:

– Valor de adquisición – Amortizaciones + Inversiones Realizadas

Para calcular el incremento patrimonial se sigue esta fórmula:

– Valor de adquisición – Precio de transmisión – los gastos derivados de este proceso.

– Al resultado obtenido, en caso de ser positivo, se le aplica un tipo máximo del 23%.

¿En caso de donar el estanco también tengo que asumir el impuesto por incremento patrimonial?

Sí ya que, al no haber venta, el valor de la transmisión que se utiliza para estimar el cálculo del incremento patrimonial es el que establece el impuesto de donaciones, menos los gastos asumidos por el donante de la administración. De este modo, el valor de adquisición se va a calcular de la misma manera que en el ejemplo indicado anteriormente.

La diferencia que es la ganancia obtenida se somete a los tipos aplicables en la Tabla de la Base imponible del ahorro. En este caso se aplica un 19% para cantidades hasta 6.000 euros, el 21% para un tramo entre 6.000 y 50.000, y el 23% para aquellas ganancias que superen los 50.000 euros.

¿Me puedo acoger a beneficios fiscales en caso de donación?

Desde luego, siempre y cuando, el donante tenga 65 años o más o esté en situación de incapacidad en grado de absoluta o gran invalidez, deje de ejercer su labor y de obtener remuneraciones por el estanco, que el año anterior al menos el 50% de sus ingresos en el IRPF provengan de la actividad del estanco. Por otro lado, es de obligado cumplimiento que el hijo, familiar, cónyuge, ascendentes o colaterales hasta tercer grado, ya sea por consanguinidad o afinidad, mantengan el negocio durante 10 años.

 

 

 

 

 

 

 

 

¿Cuánto vale mi estanco?

By | Vender estanco | No Comments

A la hora de afrontar la venta de un estanco la primera pregunta que se plantea es: ¿Cuánto vale mi estanco? Pues bien, antes de comenzar, lo primero que debes saber son cuáles los factores que van a influir a la hora de establecer el precio de venta del estanco, así como la importancia que tiene fijar una cifra adecuada para que la negociación sea todo un éxito para ti.

En esta ocasión vamos a comenzar por la importancia que tiene establecer un precio de venta adecuado. Fijar el precio de venta de mi estanco va a ser la tarea más difícil antes de realizar todo el proceso de traspaso, dado que, van a influir factores emocionales. Es por ello que se pueden identificar varias situaciones:

  • Establecer un precio alto para ver si alguien pica. Este tipo de estrategia no es del todo recomendable, puesto que se contribuye a generar una subida no justificada de los precios y, por lo consiguiente, una burbuja. Además, esta estrategia va a crear una devaluación del propio estanco, dado que establecer un precio elevado no nos va a permitir vender la expendeduría, y nos va a obligar a bajarlo, por debajo incluso, del precio recomendado.
  • Establecer un precio por debajo del recomendado. Este escenario va a transmitir al comprador un mensaje un tanto negativo. Por lo general, los precios por debajo de mercado, suelen indicar que algo malo debe tener el producto. A pesar de que tu intención sea agilizar la venta, esto puede ralentizar el proceso de negociación (posiblemente el comprador busque con mayor ahínco puntos negativos), y crear una situación de negociación a la baja.

¿Cómo puedo saber cuánto vale mi estanco de manera objetiva?

El principal consejo que te podemos dar es que recurras a un gabinete de expertos para saber cuánto vale tu estanco. A su vez, la recomendación de estos será que dejes a un lado los factores emocionales, dado que estos no se pueden demostrar de manera objetiva a la hora de fijar el precio. Lo ideal es que recopiles datos e informes que corroboren y sustenten la cantidad que solicitas para vender el estanco.

¿Qué factores he de tener en cuenta para saber cuánto vale mi estanco?

Otra pregunta muy común. Al fin y al cabo, valorar un estanco es un proceso difícil que depende de una gran cantidad de factores, entre los cuales, vamos a destacar a continuación los que se consideran de vital importancia:

  • El estado del local. Sé objetivo, ¿necesita una reforma a fondo o únicamente una mano de pintura? El estado de tu local es fundamental a la hora de enamorar al comprador. Una buena imagen siempre va a ser fundamental a la hora de establecer el precio. Dentro del local se pueden identificar subcategorías muy importantes:
    • Ubicación.
    • Tráfico de clientes.
    • Tamaño.
    • La cercanía de competencia.
  • Tipología de cliente. Este factor va a estar determinado en parte por la ubicación. Si el estanco está en una zona de mucho tránsito, tendrás una clientela de paso, con un porcentaje de retorno bastante bajo, pero un volumen bastante grande. En cambio, si tu estanco está ubicado en una zona de barrio o en una pequeña localidad, el público es más reducido y necesitarás potenciar mucho más la labor de atención al cliente. Ambos no son factores negativos, pero debes tenerlo en cuenta a la hora de establecer el precio de tu estanco.
  • La oferta de productos que vendes. ¿Sólo vendes cajetillas de cigarrillos o has apostado por diversificar tu negocio? En caso de que vendas otros productos como cigarros, vapeadores o cachimbas, tu estanco es sinónimo de negocio diversificado y con una gran oferta para captar público. Este hecho puede ser un factor determinante que influye en la facturación puesto que, muchos de estos productos poseen márgenes superiores a los establecidos por el Estado.
  • ¿Dispones de un terminal mixto de loterías? En caso afirmativo, tu negocio cuenta con una vía extra de ingresos. Punto para tu estanco.
  • La facturación. Este va a ser el factor determinante que va a decidir con más fuerza sobre el precio de tu estanco. Asimismo, la facturación tiene un carácter mucho más objetivo que otros de los factores puesto que, se sostiene sobre datos objetivos. Trabaja muy bien la facturación de tu estanco antes de realizar la venta.

Para concluir, debemos destacar que estos elementos van a ser fundamentales a la hora de responder a la pregunta “¿Cuánto vale mi estanco?”, pero sin duda alguna la mediación de un gabinete de expertos te va a dar una visión objetiva a la hora de valorar tu estanco. Asimismo, te recomendamos que utilices nuestra tasadora online para conocer el precio de venta de tu estanco y que descargues la guía para vender un estanco.

 

 

 

 

 

¿Qué necesito saber antes de vender mi estanco?

By | Vender estanco | No Comments

Para comenzar, debo pensar por qué quiero vender mi estanco y qué objetivo persigo con la venta. Identificar el motivo de la venta es un paso muy importante, ya que va a determinar la estrategia de negociación, el precio de venta y los plazos del proceso de traspaso del estanco.

Por otra parte, está el objetivo que se busca con el traspaso del estanco. Si la intención es únicamente venderlo para obtener una jugosa jubilación, las negociaciones pueden tomar un camino diferente que si, por ejemplo, lo que se busca es traspasar la expendeduría para poder adquirir una más grande u otro tipo de negocio

Sobre los motivos para vender mi estanco caben destacar tres:

– Jubilación: Es la última etapa como propietario de un estanco y quieres venderlo para obtener uno ingresos de cara a tu nueva condición. Dentro de este motivo es fundamental diferenciar si se tiene un transmisor directo, por ejemplo, un familiar, o si se quiere traspasar a un comprador desconocido. Este detalle fundamentará el precio del traspaso, así como algunos de los trámites.
– Necesito liquidez. Si, por ejemplo, existe interés en embarcarse en otro negocio o simplemente se necesita ganar liquidez de manera urgente, la venta de un estanco se puede tramitar de una manera más o menos rápida. En este caso el factor tiempo va a ser crucial a la hora de vender el estanco, por lo que también hay que recordar, que se debe ir con premura, pero sin aceptar un trato que sea muy inferior al valor real del estanco.
– La facturación compromete la viabilidad del estanco. Esta es una de las peores situaciones que se pueden dar. Si la facturación no acompaña al negocio, cada minuto que pasa se convierte en pérdida de dinero. En estos casos lo más aconsejable es encontrar un acuerdo los suficientemente pronto para cerrar esta hemorragia económica. Asimismo, es muy posible que el precio de venta sea inferior al estimado en un primer momento.

¿Qué debo tener en cuenta antes de vender mi estanco?

¿Lo puedo traspasar libremente? Si la concesión administrativa es anterior al año 2005 no existe ningún impedimento. Únicamente se deber presentar la documentación adecuada para hacerlo sin problemas. Si se ha adquirido tu concesión después del año citado se tendrá que consultar los años de vigencia restantes para poder realizar el nuevo traspaso.

¿Qué requisitos debo cumplir? El Comisionado no autorizará en principio la transmisión si tiene conocimiento de deudas pendientes sujetas a embargos administrativos o/y judiciales. Exceptuando esto, el traspaso es libre y a la hora de hacerlo sólo será necesario rellenar una solicitud, pidiendo al comprador una serie de documentos relacionados con la compraventa.

¿Puedo vender mi estanco a una sociedad? No, bajo ningún concepto. La persona que compre el estanco debe ser siempre una persona física y que esté al tanto de todas sus obligaciones fiscales como hemos citado en el punto anterior.

¿Tengo que pagar IVA con esta operación? No, estás exento de pagar este impuesto, ya que según indica la ley, si se traspasa parte o todo el negocio, siempre y cuando constituya en sí mismo una unidad económica autónoma capaz de desarrollar una actividad económica por sus propios medios, dicha operación no está sujeta a IVA. En cambio, sí está sujeta a IVA, si se transmite el negocio por un lado y el fondo de comercio en otra operación (bienes, maquinaria, etc.) Asimismo, si se transfieren vehículos, dentro de esta operación no global, quedarán gravados por el ITP.

¿Cuánto tarda el Comisionado en autorizar el traspaso mi estanco? No existe un plazo fijo determinado por defecto. Esta operación puede tardar alrededor de tres meses si toda la documentación es correcta y si no existe alguna traba de última hora.

¿Qué hago si el local donde está el estanco es de mi propiedad? Se puede vender junto con el traspaso global o también alquilarlo al nuevo propietario. Lo más recomendable es alquilarlo para obtener unos ingresos extra todos los meses y, posteriormente venderlo a un precio adecuado.

¿Qué impuestos debo pagar por la vender mi estanco o donarlo? Cuando el titular de un estanco vende o dona su negocio, se considera que su patrimonio se ha visto modificado, por lo que se genera una ganancia patrimonial. Esta situación es muy fácil de identificar: se trata de establecer la diferencia entre el valor de adquisición y el valor transmisión de la expendeduría. Si en este caso, la resta tiene un resultado positivo habrá que tributar la venta a un tipo máximo del 23% (en función de las reformas fiscales que se apliquen ese mismo año).

TASA GRATIS TU ESTANCO EN ESTE ENLACE

Hay que tener en cuenta que tanto al valor de origen como el del traspaso, hay que descontarle los gastos derivados de la adquisición y transmisión, así como las amortizaciones fiscales aplicadas al valor de compra. También se incluyen las modificaciones o inversiones realizadas en el establecimiento, ya que estas incrementan el valor de la adquisición y, por otro lado, reducen el resultado de la ganancia patrimonial.

Ejemplo práctico:

Calcula el valor contable o de adquisición:
– Valor de adquisición – Amortizaciones + Inversiones Realizadas

Para calcular el incremento patrimonial se sigue esta fórmula:
– Valor de adquisición – Precio de transmisión – los gastos derivados de este proceso.
– Al resultado obtenido, en caso de ser positivo, se le aplica un tipo máximo del 23%.

¿En caso de donar mi estanco también tengo que asumir el impuesto por incremento patrimonial?

Sí ya que, al no haber venta, el valor de la transmisión que se utiliza para estimar el cálculo del incremento patrimonial es el que establece el impuesto de donaciones menos los gastos asumidos por el donante de la expendeduría. De este modo, el valor de adquisición se va a calcular de la misma manera que en el ejemplo indicado anteriormente.

De la resta, la ganancia obtenida se somete a los tipos aplicables en la Tabla de la Base imponible del ahorro. En este caso se aplica un 19% para cantidades hasta 6.000 euros, el 21% para un tramo entre 6.000 y 50.000, y el 23% para aquellas ganancias que superen los 50.000 euros.

¿Me puedo acoger a beneficios fiscales en caso de donación?

Desde luego, siempre y cuando, el donante deje de ejercer su labor y de obtener remuneraciones por el estanco, que el año anterior al menos el 50% de sus ingresos en el IRPF provengan de la actividad en la expendeduría. Por otro lado, es de obligado cumplimiento que el hijo farmacéutico, familiar, cónyuge, ascendentes o colaterales hasta tercer grado, ya sea por consanguinidad o afinidad, mantengan el negocio durante 10 años.

Hedilla Abogados te mantiene informado sobre toda la actualidad y noticias de estancos para que conozcas el sector en el que ya te encuentras, o en el que por el contrario, vas a aterrizar. Nuestra amplia experiencia en el sector de traspaso de estancos nos brinda la oportunidad de transmitirte una visión objetiva para que tomes las mejores decisiones.

Llámanos al 913 56 63 88